lunes, 11 de diciembre de 2017

El Arte de Vivir 26

         El  Arte  de Vivir  26
       Destellos de la cotidianidad
           Sentpensamientos

        Lo complejo
      ¿Es posible  ser simple  para explicar lo complejo?
    Tal vez no, quedándose en la habitación del hemisferio izquierdo
       ¿ Sí, golpeando la puerta del hemisferio derecho?

 Inspiración y cuidado
    Recién  había nacido el primer  ser humano: cuerpo de Gea.  tierra, alma dada por  Zeus, obra de el Cuidado, reparto de responsabilidades dado por  Cronos.
Llega la Inspiración.Le dice  al Cuidado:  te felicito, pero  es ser de un día, se va  morir.. ¿Por qué no lo conviertes en Yin y Yang  y así  irán  transmitiendo la antorcha,,, Y si no se gustan, preguntó el Cuidado. Buena  pregunta, dijo Inspiración: pon un poco de yang  a la yin  un poco  de yin al Yang. Así  encontrarán algo de ellos…y no se perderán…


 Viajes 
  En ocasiones  hacemos  memoria, conversamos del futuro, nos movemos en la piel del tiempo
 La tierra   se mueve , sin aduanas ni papeles
 Hay quienes  viven hechos que pasaron y ellos no conocieron o anticipan lo que no  ha sucedido
Hay quienes   están , a veces, en dos partes al mismo tiempo.
El sol se mueve y la tierra lo sigue, y los seguimos nosotras
Nuestra galaxia se mueve...,,,y algunos lo imaginan.



domingo, 10 de diciembre de 2017

Gacetilla 9-12-17

Escribe Julio Monsalvo, desde Formosa, Argentina
9-12-17
LA GACETILLA ALEGRÉMICA
Publicación semanal difundiendo noticias y sentipensares que visibilizan y anuncian un Mundo Saludable con Alegremia y Amistosofía
Nro. 204
PUEBLO-HUERTA

La Gacetilla Alegrémica comparte la Nota de Laura Vidal, publicada en “La Bio Guía”.
Relata una experiencia concreta de Soberanía Alimentaria.
Nos resulta inspiradora: generación de políticas públicas en el ámbito local cuidando la vida.

Un Pueblo-Huerta británico
regala frutas y verduras a sus vecinos y visitantes

Todmorden es un pueblo-huerta británico de 15 mil habitantes ubicado en las afueras de Manchester, que se autoabastece gracias a la siembra en espacios públicos realizada por una red de 280 voluntarios. De esta manera, sus habitantes han reducido casi por completo el consumo de productos importados de otras ciudades, volviéndose económicamente independientes y además protegiendo el planeta.
El proyecto, llamado “Incredible Edible” (Increíble Comestible), se trata de una experiencia de agricultura urbana comunitaria y sustentable pensada para que los habitantes del pueblo no deban comprar los alimentos que consumen. Además, todos sus visitantes pueden también servirse de los vegetales y frutas que se ofrecen de manera pública en esta eco-aldea.

El pueblo cuenta con más de 70 espacios públicos destinados a las plantaciones de vegetales, hortalizas, árboles frutales, hierbas e incluso plantas medicinales. Esto lo convierte en una experiencia inédita, ya que no se había realizado antes un proyecto similar que implicara ese uso del espacio público.
El proyecto es al mismo tiempo mediambiental y social. Los habitantes de este pueblo se describen a sí mismos como: 
“Personas apasionadas trabajando juntas por un mundo en el que la responsabilidad por el futuro del planeta y de la humanidad sea compartida por todos los seres humanos”. 
Es decir que no piensan sólo en sí mismos, sino en toda la Humanidad.
  
Los residentes de Todmorden que pensaron este proyecto lo hicieron porque tomaron conciencia del rol que cada pueblo y persona debe tener en el camino hacia un mundo consciente. Además, por su carácter comunitario, el proyecto es un ejemplo de cómo la sustentabilidad va de la mano con el trabajo en equipo, la responsabilidad y el esfuerzo compartido.
Cada uno de los voluntarios que participa de las huertas públicas le dedica solamente dos mañanas al mes, y con eso es suficiente para alimentar al pueblo y a sus visitantes durante todo el año. Por eso, Todmorden es un ejemplo de que no son necesarios grandes cambios en la vida de los habitantes de un pueblo o ciudad para volverla sustentable o para producir alimentos propios. 
  
La cosecha de Todmorden es suficiente para abastecer a la comunidad, pero además genera un excedente, que comparten en la “Gran Fiesta Anual de la Cosecha” con todos los visitantes que deseen sumarse a celebrar.
La intención de sus habitantes no es solamente abastecerse a sí mismos, sino que va más allá: se proponen compartir su logro con los pueblos vecinos y con los visitantes que lleguen de cualquier parte del mundo, para sembrar el ejemplo y expandir la idea por todo el planeta.
Por eso,  al llegar al pueblo, un mapa en la estación de trenes muestra a los visitantes la ubicación de las plantaciones y los invita a probarlas con la consigna: “Sírvase usted mismo”.  De este modo, visitar el pueblo y conocer su proyecto de sustentabilidad y su modo de producción local y conciente es al mismo tiempo una opción turística y una experiencia de reflexión y aprendizaje. 

Este pueblo que se convirtió a sí mismo en un ejemplo de sustentabilidad, trabajo comunitario y generosidad, es un referente para que cada persona pueda comenzar a pensar qué puede hacer desde su lugar, desde lo cotidiano y desde el desarrollo local de su comunidad para construir un mundo más sustentable, saludable y agradable para todos.
 por Laura Vidal

sábado, 9 de diciembre de 2017

El Arte de Vivir 25


                            El Arte de Vivir  25
                               Sentipensamientos  3

                  Comunicación con la muerte
                        Quiso preguntarle a su  muerte  por  su futuro personal
                       Sobria, ella sólo le habló de su frontera

 El cielo entre paréntesis
                Conocerse fue llegar al cielo
               Sabiéndolo  cambiante, se dirigieron a otros climas

 Trato con los laberintos
                 Recorría ,  sin riesgos, sus  laberintos
                 Sin reconocer a los minotauros
Disyuntiva
             Ser o no ser caballero, dijo Alonso Quijano
            Ser o no ser  poderoso, acotó Bonaparte
            Ser o no ser sabio, insinuó  Salomón
             Es más simple , musitó el danés: ser  o no ser.

Visiones de partícipes de una doctrina
         Rojo la defendió, la elogió, la exaltó.
        Verde  percibió fronteras fértiles y diálogos  con dispares.
       Amarillo  contagiaba,  alegrándose de su existencia.
        Gris la encontró superior a todas las doctrinas habidas y por haber.
       Blanco vió lo esencial  en el hacerla visible.
        Negro  previó desde zancadillas  hasta  bombas atómicas.
        Azul  pidió no perder de vistan el sentido  de contar con esa  doctrina.





viernes, 8 de diciembre de 2017

El Arte de Vivir 24

  El Arte de Vivir  24
Sentipensamientos (2)
                               Inocencia

                        Todos somos  inocentes ontológicos
                                   Planos

                     Despectivo, le dijiste  enano
                     La vida  intervino y te señaló a ti
                     La tierra  le expresó lo mismo a la vida
                     El sol hizo lo suyo con la tierra
                    El universo encaró al sol de la misma manera
                     El multiiverso repitió el guión con el universo
                     El ser se limitó a mirar al  multiverso
                     Después, se esbozó una sonrisa.

 Nosotros y la tierra
                   Le hemos hecho una carpa demasiado grande.
                    Somos muchos, no la ayudamos y acampamos mal

  Fe y certeza
                    Certeza del valor de la fe
                     Gentileza no compartida

                    Importancia de uno  mismo
                      Se sentía  orgulloso de sí mismo
                     Lo sorprendió, sin querer, la plenitud de una noche.